Requisitos Para Ser Autónomo En España

Antes de iniciar un negocio en España, piensa detenidamente en las implicaciones desde el punto de vista del cumplimiento.  La creación de una sociedad limitada lleva mucho tiempo, por esto, muchas personas empiezan su negocio como autónomos y crean una sociedad limitada. Si decides trabajar por cuenta propia, este artículo tiene como propósito conocer cuáles son los requisitos para ser autónomo en España siendo ciudadano español o extranjero.

Requisitos para ser autónomo en España

requisitos para ser autónomo en España

Cuando nos referimos a trabajo autónomo tenemos que dirigirnos inmediatamente al Estatuto del Trabajo Autónomo y encontrarás tus derechos y obligaciones. Los requisitos mínimos son los siguientes:

  • Realizar una actividad económica de forma independiente.
  • Desarrollar la actividad sin depender de de la organización y dirección de otra persona.
  • Que la actividad se considere fuerte de ingresos, lo que se conoce como pluriactividad.

Trámites para ser autónomo en España

Para ser autónomo siendo ciudadano español es muy sencillo, debes realizar los siguientes trámites y requisitos necesarios, como los siguientes:

  • Darse de alta en Hacienda, mediante la declaración censal (modelo 036 y 037) donde se debe establecer tus datos personales, la actividad de la empresa, la ubicación y ademas los impuestos que debes pagar. Si hay alguna modificación en algún dato debes presentar un nuevo modelo 036 y 037.
  • Alta en la seguridad social: En un plazo de 60 días antes de iniciar las actividades de tu negocio tienes que darte de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA). Tienes que presentar el modelo TA0521  junto con la fotocopia del DNI y la fotocopia de la Alta de Hacienda.
  • Alta en el Ayuntamiento, Licencias de Apertura y Obras: Es un permiso para la apertura de un local para ejercer algún tipo de actividad económica, y para hacerlo debes dirigirte al departamento o área de urbanismo. El costo que tiene esta licencia va a depender de; tamaño del local, tipo de actividad y la relevancia comercial de la calle.
  • Alta ante los organismos de trabajo: La apertura, ampliación, traslado, instalación de los centros de trabajo debe ser comunicado a la autoridad laboral competente.

Requisitos para ser autónomo extranjero en España

Las personas que desean adquirir el permiso de residencia y trabajar por su cuenta, necesitan cumplir con los siguientes requisitos:

  • No ser ciudadano de un Estado del espacio Schengen.
  • No encontrarse en situación irregular en España.
  • No tener antecedentes penales en España o en cualquier país de residencia por delitos regulados en el ordenamiento jurídico.
  • No tener prohibido entrar en España o estar dentro del período de compromiso de no retorno al país.
  • Poseer la cualificación profesional necesaria o experiencia acreditada en la actividad que se va a desarrollar. En algunos casos, será necesario ser miembro colegiado de una asociación profesional.
  • Demostrar que la inversión prevista es suficiente y que se creará empleo.
  • Acreditar la posesión de los recursos económicos que pueden ser utilizados para el mantenimiento y la estancia en España.

En cualquier caso, no todos estos requisitos son obligatorios para cualquier persona que desee adquirir la residencia; dependerá del supuesto elegido.

¿Cómo solicitar la autorización para trabajar como autónomo en España?

El extranjero deberá presentar personalmente la solicitud de autorización de residencia temporal y de trabajo en la Oficina Consular de España correspondiente según el lugar de residencia. Junto a él, deberás traer la siguiente documentación:

  • Copia del pasaporte o documento de viaje válido reconocido como válido en España y con una validez mínima de cuatro meses.
  • Antecedentes penales expedido por las autoridades del país de origen o en donde hayas residido en los últimos 5 años.
  • Certificado sanitario que acredite que no padeces ninguna enfermedad que necesite cuarentena previstas.
  • La cualificación o acreditación de acuerdo con la formación requerida para el ejercicio de la profesión.
  • Acreditación de la inversión económica necesaria.
  • Proyecto del establecimiento o actividad a realizar, en donde se indique la inversión a realizar, un estimado de rentabilidad y los puestos de trabajo previstos.
  • Las autorizaciones o licencias necesarias para la instalación, apertura u operación de la actividad proyectada, donde se deba indicar específicamente la situación en que se encuentran los procedimientos para la apertura de tu negocio.

La Oficina Consular registrará tu solicitud y la resolverá. Si eres admitido, debes recogerlo personalmente en el plazo de un mes. Durante su validez tendrás que entrar en España.

Una vez en territorio español, podrás iniciar la actividad y deberás afiliarse y cotizar a la Seguridad Social. Si transcurre un mes desde la entrada en España y no hay constancia de dicha afiliación y registro, la autorización para trabajar como autónomo extranjero podrá extinguirse.

A partir de aquí hay una serie de obligaciones fiscales para los trabajadores autónomos: presentación de las declaraciones de pago a cuenta del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (modelo 130) e IVA (modelo 303) y otras obligaciones, en su caso, como el modelo 369, modelo 111, modelo 115, modelo 123, entre otros.

Visado de autónomo para trabajar en España

Si estás solicitando un visado de autónomo, deberás ponerte en contacto con el consulado o embajada española local, ya que esta visa te permitirá vivir y trabajar en España, para lo que primero debes obtener la autorización de tu autoempleo o plan de negocio. Sin embargo, si deseas lanzar tu negocio antes de recibir la residencia, puedes registrar a un accionista y nombrar a un residente español o a alguien con residencia legal como director o gerente (los accionistas no necesitan residencia, pero sí necesitan un NIE y un NIF).

El consulado local te confirmará qué documentos necesitas presentar, que pueden incluir:

  • Pasaporte vigente.
  • Formulario EX-07.
  • Información relacionada con tu negocio o trabajo por cuenta propia en España, por ejemplo, un plan, acuerdos con clientes (o un plan de captación de clientes).
  • Licencias apropiadas o prueba de educación para llevar a cabo el trabajo indicado.
  • Inversión inicial requerida y prueba de ingresos por inversiones.

Los documentos presentados no deben exceder los 90 días desde su emisión, también puedes obtener un plan de negocios sellado con una aprobación “viable” visitando una organización que el gobierno español considere adecuada. Tener un plan de negocios pre-aprobado puede hacer que el proceso de la visa sea más fácil y rápido. Puedes visitar o ponerte en contacto con una oficina local de estas organizaciones:

  • Federación Nacional de Asociaciones de Empresarios y Trabajadores Autónomos (ATA)
  • Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA)
  • Confederación Intersectorial de Autónomos del Estado Español (CIAE)
  • Organización de Profesionales y Autónomos (OPA)
  • Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores (UATAE)

Una vez que tengas todos los documentos en regla, puedes concertar una cita con la embajada española más cercana o a través de la página web si ya estás en España (seleccione tu región y, a continuación, Autorización inicial de Residencia y Trabajo por Cuenta Propia). En un plazo de 10 días, también tendrás que pagar la tasa de solicitud (alrededor de 205 €), si tu solicitud presentada es aprobada, recibirás una carta de pre-aprobación que permitirá solicitar un visado y un permiso de residencia por cuenta propia en el plazo de un mes.

En esta etapa, se te pedirá que presentes los siguientes requisitos:

  • DNI o pasaporte (con un mínimo de cuatro meses de validez).
  • Certificado médico.
  • Justificante de pago de la tasa de visado (60 €)
  • Antecedentes penales de los últimos cinco años.

Si ya estás en España con otro visado, por lo general se te permitirá comenzar el proceso de cambio a un visado de autónomo mientras te encuentres en el país, pero es posible que tengas que regresar a tu país de origen para recogerlo. Existen algunas excepciones, por ejemplo, los residentes que han estado en España más de tres años pueden ser elegibles para solicitar una modificación de su permiso de residencia existente, sin tener que obtener un nuevo visado de autónomo. Es importante consultar con la oficina local de inmigración (extranjería) o consulado antes de preparar cualquier documento, ya que los requisitos pueden cambiar con frecuencia.

Normalmente se requiere un año de residencia antes de modificar una visa existente (con algunas excepciones). Sin embargo, si no deseas registrarte como trabajador autónomo, existen algunas alternativas, como la creación de una sociedad cooperativa.

Una vez que se obtiene una visa independiente, es posible solicitar una modificación a la visa de un empleado en una fecha posterior, si alguna vez encuentras trabajo con un empleador. El proceso también es típicamente más fácil que tratar de modificar una visa regular a una de trabajador independiente, lo cual puede ser un punto atractivo para que los empleadores lo consideren.

El visado de autónomo español es el único que no requiere un patrocinador corporativo, ir a España con un visado de autónomo puede ser útil a veces para que los extranjeros encuentren trabajo, ya que es más fácil para los empleadores contratarlos, incluso hasta un máximo de horas a tiempo completo. Sin embargo, para obtener un visado de autónomo español se necesita tiempo (entre tres y seis meses) y dinero (entre 400 y 600 euros), incluyendo el tiempo y el coste de la obtención de determinados documentos oficiales.

Una vez que estés en España con un visado de autónomo, tienes 90 días para visitar una oficina de extranjería y transferirlo a un permiso de residencia español.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba